Adoptar hábitos simples para prevenir el cáncer de piel

Adoptar hábitos simples para prevenir el cáncer de piel

Se acerca el verano y con ello nuestra piel queda más expuesta a la radiación ultravioleta procedente del sol. En este contexto, es importante recordar que el sol tiene efectos muy beneficiosos sobre nuestro organismo al estimular la formación de vitamina D, que contribuye al desarrollo y consolidación de los huesos y dientes, además de influir en el estado de ánimo.

Sin embargo, una exposición excesiva a la radiación ultravioleta, puede dañar el ADN de las células en la piel, dando lugar a la aparición de mutaciones en genes clave implicados en la regulación del crecimiento celular. Al mismo tiempo la sobreexposición a la luz solar reduce la efectividad del sistema inmune en la piel, impidiéndole detectar a tiempo estas células alteradas. Así pues, todos estos cambios producidos pueden favorecer la aparición de problemas de salud graves como el cáncer de piel. De hecho, la exposición prolongada a la luz del sol es el factor de riesgo mayor de padecer esta enfermedad, seguido de otros como el uso de cabinas solares y factores genéticos.

Hay tres formas principales de cáncer de piel, que incluyen:

· El carcinoma de células basales

· El carcinoma de células escamosas

· El melanoma

Además hay que mencionar, que el cáncer de piel es, según la Academia Española de Dermatología y Venereología, la forma más común de cáncer en los seres humanos y también uno de los más prevenibles.

¿Cómo prevenir el cáncer de piel?

Para reducir en mayor medida el riesgo de desarrollar el cáncer de piel, existen ciertas pautas que se deben seguir como:

· Evitar la exposición al sol en las horas centrales del día (entre las 12 y 16 horas).

· Usar un protector solar adecuado según el tipo de piel.

· Utilizar ropa protectora (sombrero y prendas que protejan del sol).

· Usar gafas del sol que absorban el 100% de las radiaciones ultravioletas.

 Además es importante realizarse exámenes periódicos de la piel, para detectar a tiempo posibles afecciones.

 Resumiendo, adoptar buenos hábitos relativos a la exposición al sol es esencial en la prevención del cáncer de piel.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Avisamos a los usuarios que al dejar un comentario en este blog se solicitan datos como un nombre que podrá ser de carácter público y por tanto visible por todos los usuarios. La dirección de correo electrónico no será publicada. El usuario que introduzca un comentario debe tener presente que sus publicaciones podrán ser conocidas por otros, por lo que DIMI S.L no se hace responsable de los contenidos que libremente haya publicado o compartido el usuario. Por la presente, el usuario mismo es el principal responsable de su privacidad. Para más información sobre nuestra política de protección de datos consulte nuestro Aviso legal.

Uso de cookies

En cumplimiento con la Ley 34/2002 de servicios de la sociedad de la información, te recordamos que al navegar por este sitio estás aceptando el uso de cookies.
Más información.
ACEPTAR

Aviso de cookies