Tipaje linfocitario: evaluar el estado inmunitario

Tipaje linfocitario: evaluar el estado inmunitarioHoy en día, se sabe que más del 90% de las enfermedades se relacionan, de forma directa o indirecta, con alteraciones inmunitarias. Es por ello que detectarlas y tratarlas adecuadamente puede ser de gran ayuda en el abordaje del paciente.

El tipaje linfocitario es una herramienta de diagnóstico práctica y sencilla que proporciona una imagen del sistema inmunitario en un momento dado, siendo muy útil para detectar posibles disfunciones. Se basa en la medición cuantitativa de diversos tipos de células inmunes y aporta, sobre todo, informaciones relacionadas con la inmunidad adaptativa.

¿En qué consiste?

Para la realización del tipaje linfocitario se requiere de una prueba de sangre. Posteriormente, en laboratorios especializados se identifican los diferentes tipos y subtipos linfocitarios, mediante el análisis de moléculas específicas que cada uno presenta en su superficie (Cluster of differentiation en inglés), y se mide su cantidad.

Entre las células del sistema inmune analizadas se encuentran: linfocitos B, linfocitos T (T4 y T8) y sus subpoblaciones así como las células Natural Killer (NK). Los resultados obtenidos se representan en una gráfica que permiten determinar de forma rápida si algún parámetro se encuentra por debajo o por encima de los valores normales. De esta forma se puede analizar si la respuesta inmune se adapta a la situación clínica del paciente.

¿Cuándo se utiliza y qué aporta?

El tipaje linfocitario es muy útil para evaluar el estado inmunitario en diferentes trastornos como infecciones recurrentes, estados de cansancio y fatiga, enfermedades autoinmunes, patologías oncológicas, estados de estrés, etc.

Este análisis permite orientar mejor el tratamiento en estas enfermedades, sobre todo en el campo de la microinmunoterapia, que tiene como objetivo modular la actividad del sistema inmune.

En resumen, el tipaje linfocitario es una herramienta muy útil para detectar alteraciones presentes en el sistema inmunitario y adaptar mejor el tratamiento al estado del paciente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Avisamos a los usuarios que al dejar un comentario en este blog se solicitan datos como un nombre que podrá ser de carácter público y por tanto visible por todos los usuarios. La dirección de correo electrónico no será publicada. El usuario que introduzca un comentario debe tener presente que sus publicaciones podrán ser conocidas por otros, por lo que DIMI S.L no se hace responsable de los contenidos que libremente haya publicado o compartido el usuario. Por la presente, el usuario mismo es el principal responsable de su privacidad. Para más información sobre nuestra política de protección de datos consulte nuestro Aviso legal.

Uso de cookies

En cumplimiento con la Ley 34/2002 de servicios de la sociedad de la información, te recordamos que al navegar por este sitio estás aceptando el uso de cookies.
Más información.
ACEPTAR

Aviso de cookies